Las jornadas de inicio de curso de la Fundación Ángel Tomás- FISAT han concluido tras seis encuentros por separado, uno por cada plataforma social salesiana y sede central. La pandemia ha modificado las formas pero no el fondo. Los equipos están preparados para asumir los grandes retos de este curso.

Por: FISAT

La Jornada de inicio de curso de la Fundación Ángel Tomás- FISAT ha sido en realidad seis encuentros, uno por plataforma social salesiana: San Juan Bosco y San Antonio Abad de Valencia; Burrriana, Cartagena y Alicante (Alicante, Villena, Alcoy), además de sede central. Lejos de la tradicional convivencia de dos días en Salesianos Godelleta, donde trabajadoras y trabajadores de todos los proyectos se reúnen para formarse, informarse, intercambiar buenas prácticas, pero sobre todo para estrechar lazos, este año la pandemia de la COVID-19 ha impuesto distancias y modificado las formas, que no el fondo y el sentido de este encuentro de inicio de curso.

El director de la Fundación, Nacho Beltrán, se ha desplazado a cada una de las plataformas sociales para reunirse con los equipos.

Este año, lógicamente, los retos vienen marcados por las consecuencias de la crisis social y económica de la pandemia que está afectando de manera más contundente a las personas destinatarias de la fundación.

Desde la FISAT se va a trabajar de forma coordinada para dar respuesta a las necesidades que han surgido y surgirán en el nuevo escenario con el objetivo de que nadie se quede atrás.

Más apoyo para FISAT

hazte socio de FISATUno de los objetivos de este curso será visibilizar y sensibilizar al ambiente de las plataformas sociales y al resto de ambientes salesianos de la Inspectoría María Auxiliadora sobre la nueva situación. En esta línea se está trabajando a través de una campaña para lograr nuevos socios y socias para la Fundación. “SomosUno y Contigo SomosMás” quiere dar a conocer el trabajo de las plataformas sociales salesianas a todas las personas vinculadas a la familia salesiana.

 

Pandemic: El juego empieza ahora

Los encuentros de inicio de curso han comenzado con dinámicas de reflexión preparadas desde el equipo de Pastoral, con la pandemia como hilo conductor.

Gracias a esta actividad se ha disfrutado de un tiempo de reflexión personal y de compartir. ¿Qué hemos sido y cómo nos hemos sentido durante el confinamiento y post confinamiento? y ¿quién estoy llamado/a a ser o quiero ser en lo que viene por delante?

El juego empieza ahora.

 

ACEPTAR
Aviso de cookies